Cicloturismo en Europa 3

Cicloturismo en Europa 3

De Mostar a Skopie

Cicloturismo en los Balcanes
Vista de Mostar

Cicloturismo en los Balcanes

Hacía muy pocas jornadas que había entrado en la cordillera balcánica y mis piernas se iban habituando poco a poco a las cuestas. Bien es sabido que las etapas de montaña pueden resultar muy duras, así como también que los paisajes y vistas que se disfrutan en esa dura orografía compensan con creces el esfuerzo. Además de ser etapas de sacrificio, son también pruebas de resistencia tanto física como mental, en definitiva, de crecimiento personal.

Cicloturismo en los Balcanes
Bahía de Kotor, Montenegro

Así pues, ante la perspectiva de tanto crecimiento personal, decidí evitar la montaña y encaminarme hacia el mar. El motivo no fue el temor al desafiante perfil montenegrino -que también- sino que hacía muchos meses que no veía el mar y siendo ya final del verano, septiembre, había que aprovechar los últimos coletazos de esta estación que por estas latitudes, se alarga bastante más que sólo un poquito más hacia el norte.

Fue precisamente en Neum -la única ciudad costera de Bosnia y Herzegovina– donde tomé mi primer baño salado y conecté con la Eurovelo 8 que discurre de España a Turquía siguiendo la costa mediterránea. El tramo croata de la Eurovelo 8 es espectacular pero, muy peligroso también. A mí parecer, totalmente desaconsejable. Apuntar que hacia el interior hay carreteras paralelas a la de la costa que pueden ser una alternativa para poder pedalear sin sobresaltos.

Cicloturismo en los Balcanes
Entrada a Kotor, Montenegro

El tráfico disminuye ostensiblemente una vez en Montenegro, y no sólo eso, la entrada a este país desde Croacia es a través de su joya de la corona, la bahía de Kotor.

La maravillosa costa dálmata

Cicloturismo en Europa 3
Calle en Kotor

Se dice que la bahía de Kotor es el fiordo más meridional de Europa, aunque en realidad es una ría que dejó de fluir. Incluso en el punto más recóndito de esta bahía rodeada por los Alpes Dináricos, sus aguas son limpias y transparentes. Esta característica se extiende hasta el próximo mar Jónico. Tanto en este como en el mar Adriático, la mayoría de las playas son de piedras, lo que facilita la claridad de sus aguas.

Cicloturismo en los Balcanes
Isla de San Esteban, Montenegro

De la playa a la montaña

Tras pedalear desde el pequeño pedacito costero de Bosnia hasta la última ciudad de Montenegro, mis ansias playeras quedaron calmadas. Por una parte, me hubiera gustado seguir por la costa, pero no quería pasar de largo el intrigante Kosovo y la peculiar Macedonia. Así pues, como buena cabra, me tiré al monte !Pena de ubicuidad divina!

Cicloturismo en Europa 3
Monumento a la Resistencia kosovar

Como breve resumen del litoral que recorrí, decir que la costa croata es preciosa y está muy bien cuidada, eso sí, los precios son los más caros de toda la región. Por su lado, la costa montenegrina es también digna de ser admirada. Es sustancialmente más barata que su vecina del norte pero, está un poco menos cuidada. Para finalizar, la costa albanesa tiene también muy buenos precios, pero es la más masificada de todas. Estas dos últimas se parecen bastante al Mediterráneo español: construcciones indiscriminadas y discutible calidad en los servicios.

Europa en bicicleta
Mezquita Hadum, Gjakova, Kosovo

Un poquito de Kosovo

Tras entrar a Albania por la ciudad de Shkodra, mi próximo objetivo era Kosovo. Las etapas más duras de Cicloturismo en Europa empezarían aquí y seguirían hasta volver a entrar en Albania tras atravesar este último y Macedonia.

La historia reciente del país más joven de la vieja Europa, Kosovo, es ciertamente convulsa. No solamente vivió junto con Bosnia la peor parte de la guerra de los Balcanes, sino que además es el territorio más inestable hoy en día en la región; con trifulcas constantes con sus vecinos serbios.

Pedaleando Europa
Panorámica de Prizren, Kosovo

Sus gentes son cercanas, amigables y deseosas de conocer extranjeros. A pesar de su delicada situación política, el viajero no será consciente de nada de esto si no pregunta al respecto. Sin ser parte de la CEE, la moneda oficial del país es el euro. El pago con tarjeta de crédito no es un problema como lo fue en Bosnia. Prizren es la ciudad más visitada por los viajeros.

Europa en bicicleta
Mezquita Sinan Pasha, Prizren

Amabilísima Macedonia

Es junto con Albania y Kosovo uno de los países de este viaje en los que vi mostrar mayor respeto hacia el ciclista. Al contrario que sus vecinos kosovares, su separación de la extinta Yugoslavia no fue ni traumática ni violenta.

El carácter de sus gentes es amigable y cercano. A pesar de no poseer litoral costero, se siente de alguna manera su influencia mediterránea. Desde que salí de Luxemburgo, no fue hasta Serbia donde la gente se muestra abierta al visitante. Croacia, sin embargo, aun siendo un país mediterráneo propiamente dicho, su carácter es más parecido al seco y distante de alemanes, austriacos, eslovacos o húngaros.

Cicloturismo en Europa
Iglesia de S. Juan Vladimir, Bar, Montenegro

Cicloturismo en los Balcanes, resumen

Llegando de las llanuras de Centroeuropa, en la zona balcánica las piernas han de acostumbrarse a perfiles mucho más escabrosos, con las ventajas y desventajas que ello conlleva.

En el área de los Balcanes, en comparación con sus vecinos del norte, la gente es mucho más cercana, colaboradora y abierta al visitante.

Las carreteras y la señalización están en peores condiciones que en los países de la CEE, pero en cambio son países bastante más económicos y menos regulados.

Pedaleando Europa
Puente en Skopie

Para finalizar, mencionar que como en todos los países por donde pasé la acampada libre es ilegal. Por otro lado, en todos ellos no solía haber mayor problema por hacer vivac, o sea, montas la tienda a última hora y la recoges a primera de la mañana. Aun así, cuanto más humilde económicamente es el país, más relajo hay en la aplicación de estas normas.

Continúa…

Acampada en río Lepenci, Kosovo

Comentarios

4 respuestas a «Cicloturismo en Europa 3»

  1. Avatar de Gabriel López
    Gabriel López

    Hola, amigo… continua deleitándonos con tu prosa y tus viajes.
    Caminante no hay camino, se hace camino al andar!! Un abrazo!!

    1. Gracias, Gabriel! Un abrazo desde tierras vascas.

  2. La bahía de Kotor es en mi humilde opinión el lugar más bonito del mundo. Enhorabuena!

    1. Desde luego… esa bahía tiene un algo que maravilla al viajero. A mí me sorprendió la transparencia de sus aguas aun siendo una bahía tan cerrada y donde vive tanta gente. Otro de esos lugares donde uno quiere volver!

Deja un comentario…

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Descubre más desde "extreMundo" Blog de Viajes

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo